Firefox lucha por sobrevivir y triunfar ante la competencia de los gigantes tecnológicos

Firefox lucha por sobrevivir y triunfar ante la competencia de los gigantes tecnológicos

Unos usan Chrome porque viene de fábrica en los teléfonos que llevan Android, otros usan Safari porque viene preinstalado en los iPhones, otros usan Firefox pues en teoría protege sus datos en la web, asunto muy importante en los últimos tiempos, donde a ratos aparece algún nuevo escándalo sobre la violación de la transparencia de la web y la recopilación de información personal sin consentimiento de los usuarios.

 Una organización que siempre ha puesto estos problemas a la vanguardia es Mozilla. La fundación sin fines de lucro, que tiene como objetivo la promoción de «transparencia, innovación y participación en Internet», es mejor conocida por su navegador Firefox, que comenzó a desarrollarse en 2003. Pero la fundación fue creada para custodiar la organización Mozilla, que se formó en 1998 para supervisar el desarrollo de un conjunto de herramientas web desarrolladas desde otro navegador: Netscape Communicator.

Communicator fue el cuarto navegador de Netscape; el primero salió en 1994, convirtiéndolo en el primer navegador web comercial que el mundo haya visto. Todo lo cual convierte a Mozilla en la compañía más antigua de la web o al menos «la cosa más antigua en el Internet del consumidor», como lo expresó la presidenta de la fundación, Mitchell Baker, recientemente.

Mozilla ha tenido sus altibajos a lo largo de los años: haciendo un navegador web muy popular dos veces, antes de sucumbir cada vez a la competencia aplastante de un gigante tecnológico bien financiado. A mediados de los ‘90, Microsoft «asesinó» a Netscape con su Internet Explorer. Luego, a fines de la década de 2000, un resurgimiento de Firefox se enfrentó a una competencia casi fatal por parte de Chrome de Google. Ahora, con suerte, está en otro repunte. «Durante los últimos tres años, no sé, diría que Mozilla ha estado rehaciendo la organización», dice Baker. Firefox se había resistido con éxito los embates de Internet Explorer de Microsoft, pero en el Chrome de Google vino a encontrar un rival mucho más poderoso.

Sin embargo, el surgimiento de la plataforma web potencialmente monopolística también crea una nueva oportunidad, de hecho, una nueva misión urgente. Mozilla ya no está luchando por la cuota de mercado de su navegador: está luchando por el futuro de la web. «En los primeros días, pensamos que todas las empresas y redes sociales se preocupaban por nosotros y nos cuidaban», dice Baker, hablando por los usuarios de la web en general. «Y cada vez queda más claro que, no, necesitas que alguien te cuide». Chrome, el navegador más popular del mundo, está hecho por la cuarta compañía más valiosa del mundo, Alphabet, la compañía matriz de Google. El segundo navegador más popular del mundo, Safari, está hecho por la segunda compañía más valiosa del mundo: Apple. En tercer lugar, está Firefox.

Mitchell Baker, presidente de la Fundación Mozilla.

El argumento de Baker es que solo Mozilla está motivado, ante todo, para hacer que el uso de la web sea una experiencia placentera. La principal prioridad de Google es canalizar los datos de los usuarios al enorme motor de publicidad que representa la mayor parte de sus ingresos. La motivación de Apple es garantizar que los clientes continúen comprando un nuevo iPhone cada dos años y no cambien a Android. La preocupación de Baker sobre el control de Google del navegador web es que no deja que nadie pueda luchar contra el control de Google sobre la web. Es perfectamente posible construir un navegador que evite que las empresas de publicidad agreguen datos de los usuarios. Pero es poco probable que cualquier navegador creado por una empresa de publicidad ofrezca dicha función.

No solo se beneficia Google. Puede que Facebook sea su más fuerte rival, pero ambas compañías comparten el interés en que los usuarios tengan capacidades limitadas a la hora de configurar cómo navegan la web. Actualmente, Firefox ejecuta Facebook usando lo que se conoce como «contenedores o bloques separados», de manera que la famosa red social esté aislada de los demás sitios de la web.

Leave a Reply

Your email address will not be published.